Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces llegaste tu.

Así es como deben empezar todas las historias de amor. Una persona contándole a otra lo que ha hecho un día cualquiera en su ordinaria vida.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Por ejemplo un día normal te levantas, desayunas, te vistes y bajas a dar un paseo. Y en medio del paseo, el que haces todos los días a la misma hora, se cruza alguien que no estaba previsto por el camino. Habláis, terminas diciéndole qué has hecho hasta que se cruzó en tu camino.

Un día normal en el que quedas con tus amigos y ves a alguien desconocido en ese mismo bar. De repente se crea en ti la necesidad de ir a hablar con ella o con él. Y le dices estaba aquí, pero has llegado tu y…

Y entonces, llegó la Novia UPM

Un día cualquiera en el que tomas un café con un amigo y por algo que ha hecho o ha dicho, deja de ser tu amigo y se convierte en alguien al que te da vergüenza sonreír. Y entonces, ‘llegaste tu que siempre has estado conmigo’…

Y entonces, llegó la Novia UPM

Un día cualquiera en el que te presentan a un desconocido y con sólo mirarlo se convierte en alguien que parece que se quedará toda la vida. Y tras cinco minutos hablando, le cuentas cómo te ha ido el día, hasta el preciso momento en el que os habéis conocido y termina diciendo… ‘Y entonces llegaste tu’. Cambiando un día ordinario en el primer sinfín de días extraordinarios.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y ahí empieza. Otra bonita historia de amor.

Una historia de amor como la de Inés y Yago.

Nuestra segunda Novia UPM se casó el pasado 22 de Octubre en la Iglesia de Sant Esteve de Castellar del Vallés.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y es que no podía ser de otra manera. Hoy podréis ver otra boda con personalidad, llena de detalles y sentimientos. En la que los invitados no dejaron de ser protagonistas gracias a los novios.

Un novia con las ideas muy claras. Inés se presentó en el Atelier de Gemma Parés en Barcelona con un dibujo de exactamente el vestido que quería. Y así Inés y Gemma confeccionaron un traje único, nunca mejor dicho.

Y entonces, llegó la Novia UPM

El romántico traje de la novia estaba compuesto por un vestido largo ceñido y un abrigo de encaje manga 3/4. El vestido escotado en pico de forma muy sutil en la espalda, se dejaba entrever por la transparencia del abrigo.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Inés completó su look con los zapatos de novia de la Wedding Edition de Un Paso Más. Unas sandalias en color blanco de tacón y plataforma fueron los encargados de que la novia bailara hasta las mil y una de la noche.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y enamoradas estamos del ramo y tocado de la novia. El ramo lo realizó el departamento de bodas de Flores Navarro.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Novia a la Fuga by UPM es una caja de inspiración para las futuras novias e invitadas. Inés nos explicó que Noemí fue la encargada en Flores Navarro de su ramo. Entendieron perfectamente lo que quería la novia y captó la idea desde un principio.

Y entonces, llegó la Novia UPM

¿Y qué nos decís del tocado? ¡Brutal! Inés adornó el moño bajo con un tocado de la marca Mon Pot. Y es que más de una invitada, e incluso las hermanas, lucían en el pelo las artesanías de Mon Pot.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces… llegó la hora de bailar. De que los amigos se pusieran en círculo a comer y a reír. De que las amigas pudieran, sin decir nada, mirar a la novia de cerca y decírselo todo.

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

El Cim. Una casa en mitad de la montaña. Un lugar en la Mola, rodeados de naturaleza y con vistas que dejaron a los invitados en silencio por algunos segundos

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y es que ya lo leíamos en el post de Novias Millennials y bodas con personalidad, sí a las bodas ‘hand made’.

Inés y Yago se encargaron personalmente de que la boda fuera un reflejo de su personalidad, por lo que se preocuparon de decorar los bancos de la iglesia, las mesas, hasta hacer la lista de música.

Y entonces, llegó la Novia UPM
Todo pensado y preparado. Todo acorde con el lugar del convite. Olivos como centros de mesa, acuarelas de aves pintadas a mano para marcar las mesas…

Y entonces, llegó la Novia UPM

Y entonces, llegó la Novia UPM

Como nos gusta a nosotras, una boda íntima sin estridencias. Personalidad y cercanía fueron los protagonistas, aparte de los novios claro está.

Y así, tras un día lleno de sorpresas y emociones el ‘Y entonces llegaste tu’, pasa a ser ‘Y ahora me voy contigo’.

¡Felicidades pareja!

Y entonces, llegó la Novia UPM
Y entonces, llegó la Novia UPM

Deja un comentario